Gavroche

Figurilla trazada por Victor Hugo (1802-1885) en Los miserables (v.), es el píllete parisiense astuto, desvergon­zado y generoso a quien no asusta su mí­sera existencia y que se siente completo en medio de su pobreza; finalmente, se deja matar valerosamente en una barricada du­rante la revolución de 1832.

Personaje con­vencional, fruto de la feliz conjunción de procedimientos y actos de la vida adulta en el clima irreflexivo e ingenuo de la niñez, dotado de una vitalidad que reside en la oposición de motivos viriles a otros infantiles, Gavroche se convierte en figura tra­dicional y representativa de todos los bribonzuelos de París, como por un extraño dominio de las maneras sobre la realidad y una admirable adecuación de la verdad al artificio.

La fórmula de Gavroche, esta­blecida ya por Dickens para conseguir efec­tos humorísticos y, en algunas ocasiones, satíricos, aparece empleada aquí por vez primera para fines dramaticopatéticos, que van a ser repetidamente imitados en la se­gunda mitad del siglo XIX. El tipo del muchacho o de la muchacha callejeros que encierran, en su pequeño espíritu inculto, un carácter humano, una inteligencia y una sensibilidad superiores, es puesto de relieve, en el fondo, por Gavroche, completado por el ambiente de leyenda que se formó, desde su primera aparición, alrededor de esta fi­gurilla singular.

U. Déttore