Capitanes Intrépidos, Rudyard Kipling

[Captains Courageous]. Relato de Rudyard Kipling (1865- 1936), publicado en Londres en 1897. Al igual que en el Libro de la jungla (v.), en Kim (v.) y en Stalky & C. (v.), el autor estudia atentamente al hombre en forma­ción, al joven ya en lucha con la vida y con sus emboscadas: tema predilecto de Kipling, en parte derivado de Stevenson, en parte influido por los recuerdos de los años pa­sados en la India, es decir, en un país don­de el muchacho se desarrolla casi en la calle y donde, como consecuencia, las influencias y los contactos tienen una fuerza más activa que en Occidente. Estos «capita­nes intrépidos» son los marineros que si­guen las rutas de los mares del Norte para encontrar los grandes bancos de pesca, los solitarios de las goletas qué conocen las tempestades que no perdonan y los naufra­gios sin salvación, así como los sacrificios y heroísmos que los acompañan. Hervey Cheyne, un «desgraciado heredero de trein­ta millones», caído al mar por casualidad, es recogido por la tripulación de una gole­ta, la «Estamos aquí» y, obligado a com­partir la suerte de sus improvisados compa­ñeros, deja en pocos meses de ser «un ob­jeto de gran lujo con la marca de fábrica bien visible» y se hace hombre. Las finalidades didácticas del relato están hábilmen­te disfrazadas con su arte forjado de apa­rentes descuidos y coloraciones atrevidas y con su adherencia a la realidad lírica y hu­mana de algunos personajes, como el peque­ño Dan y Manuel el cantor, que confiere a muchas de sus páginas un carácter poético a la par que documental («Lo más intere­santes del mundo es conseguir saber cómo el prójimo se gana la vida») [Trad. de J. Novo Cerro con el título Capitanes va­lientes (Buenos Aires, 1948)].

E. Gara