Spenlow y Jorkins

Dueños de un despacho de procuradores en Doctors’ Commons, en Londres, en el cual trabaja David Copperfield (v.), protagonista de la novela de su nombre (v.) de Charles Dickens (1812-1870). Jorkins es una persona afable y discreta, que sólo raras. veces aparece, pero Spenlow pretende hacerle pasar por un hombre intratable, con objeto de po­derle atribuir su negativa a las peticiones que no le convienen. De ahí que la pareja se haya convertido en designación prover­bial para indicar el recurso de atribuir la dureza de la conducta propia a un socio que se mantiene en la sombra.

M. Praz