Nozdrev

Personaje de la novela Las almas muertas (v.) de Nicolás Gogol (Nikolaj Vasil’evič Gogol’, 1809-1852). Para caracterizarlo, es útil contraponerle a Manilov (v.): tanto como éste se halla siempre inmerso en sus pensamientos, concentrado en sí mismo y en su mundo, Nozdrev es social, carente de mundo propio, en una palabra, un verdadero parásito, que no puede vivir sin los demás hombres.

Su irre­flexión permite compararle también a Chlestakov (v.), de El Inspector (v.), y a esa irreflexión debe su ininterrumpido contento y su despreocupación por el porvenir. Sin el menor amor propio, indiferente a inju­rias y ofensas, pone su bribonería al ser­vicio no ya de cualquier ventaja, sino de la pura necesidad de llenar sea como sea su existencia. Anhela la actividad, pero ésta, mal encauzada, le hace un hombre inquieto, cuya energía, falta de principios morales, se agota en trivialidades o escán­dalos. Por otra parte, miente y sabe mentir como nadie, y de este modo enriquece su personalidad de hombre fuerte y enérgico, pero sin objetivo, asumiendo aspectos di­versos, cambiantes y engañosos, hasta que se llega a un más íntimo conocimiento de su personalidad.

E. Lo Gatto.