Demos

Personaje que represen­ta al pueblo ateniense en Los Caballeros (v.) de Aristófanes (450?-385? a. de C.). Aparece descrito como un viejo señor so­metido por completo a la terrible intem­perancia y burda demagogia de su esclavo Paflagón (v.).

Así como Aristófanes se en­tretiene con frecuencia en adular al pue­blo de Atenas por su fino ingenio cuando le cree juez de sus comedias, así tampoco teme hacerle objeto de numerosas invec­tivas cuando se trata de su vida política. La representación del pueblo ateniense por el personaje Demos es manifestación del juicio absolutamente negativo del poeta.

Demos sale a escena en la segunda parte del drama, pero es el centro de la acción aun en la primera: la lucha de los Caba­lleros contra Paflagón tiene por objeto li­brar a Demos del ciego tirano que le opri­me y le engaña. En la segunda parte se convierte en juez del concurso de injurias entre Paflagón y Agorácrito (v.)» el salchi­chero, mostrándose como un pobre anciano tembloroso, necio y crédulo que se deja deslumbrar por quien dice mayores pala­brotas.

En la última parte del drama, tras la victoria de Agorácrito, el viejo Demos se retracta de los errores cometidos y promete no repetirlos en adelante; rejuvenecido mi­lagrosamente por Agorácrito, contrae ma­trimonio con una lozana muchacha. Artísti­camente considerado es un personaje de escaso valor, por cuanto vive demasiado esquemáticamente como símbolo del pueblo de Atenas y no consigue dar movimiento a la estática atmósfera de Los Caballeros.

Es posible que en la creación de su figura Aristófanes se valiera de tipos de viejo imbécil que seguramente no faltarían en la comedia de su época ni en la antigua, como lo demuestra la aparición de este carácter en la comedia nueva.

P. Pucci