Epístolas del emperador Juliano

Es una colección de setenta y ocho cartas, atribuidas al emperador apóstata (331-363), la mayor parte auténticas. La correspon­dencia es variada y va dirigida en parte a retóricos, en parte a filósofos, como Libanio, Temistio, Yámblico, y en parte a hom­bres de gobierno, ya del Estado, ya de la Iglesia; dejan transparentar la discontinui­dad de carácter propia de Juliano, revela­dora de la lucha entre el hombre de Estado y el hombre de pensamiento, constreñido a indispensables compromisos. El estilo es sencillo, claro, aunque naturalmente se re­siente de la educación retórica del autor, como podemos fácilmente imaginar por su proceder y por la figura dominante de su gran maestro Libanio.

I. Cazzaniga