El Pequeño Lord Fauntleroy, Hodgson Francés Burnett

[Little Lord Fauntleroy]. Célebre novela para niños, de la escritora inglesa Hodgson Francés Burnett (1849-1924), publicada en 1886.

El pequeño Cedric Errol, hijo de una americana joven y bella pero de modesta condición, y del capitán Errol, a la muerte de su padre es llevado a América, ya que su abuelo, el orgulloso, colérico y frío conde de Dorincourt, no ha querido conocer ni a la nuera ni al nietecillo. Pero con la muerte de los dos hermanos del capitán Errol, el pequeño Cedric se encuentra heredero del título. Entonces el abuelo, aunque de mala gana, lo hace llamar junto a sí, no por deseo amoroso, sino para que su heredero, al que desde este momento da el título de lord Fauntleroy, tenga una educación dig­na de su condición social.

Pero el pequeño Cedric, con su belleza, su bondad, su inge­nua gracia infantil, llega poco a poco a con­quistar el afecto del abuelo, que hasta en­tonces no había amado a nadie, y hace más sereno y bueno al viejo señor. La novela podría definirse como un humanizado cuen­to de hadas; tiene, en efecto, su origen en un juego simple y evidente, lo que consti­tuye en cierto sentido su novedad: en dar ilusión de realidad, especialmente por me­dio de algún personaje secundario, vivo, cómico, notoriamente verosímil, a un argu­mento puramente fantástico, en el que no aparecen, es cierto, seres fabulosos, pero que tiene todas las características del cuento de hadas, que lleva el premio de la virtud y el castigo de la culpa. Este planteamiento ha resultado prácticamente feliz, y por eso el libro, aun no teniendo ni pretendiendo tener méritos artísticos, es uno de los más populares de la literatura infantil.

M. R. Posani