El Buen Humor de las Musas, Salvador Jacinto Polo de Medina

Con este título reúne el poeta murciano Salvador Jacinto Polo de Medina (1603-1676) sus composiciones burlescas. El libro se publi­ca en Madrid en 1637. Su contenido es muy variado. Silvas, romances, epigramas alter­nan en el libro. Los temas suelen ser arti­ficiosos y parecen pretender el chiste con su simple enunciado. Por ejemplo: «A un sabañón en unas manos muy flacas», o «A una dama leyendo un papel a la luz de una vela se quemó el moño», o «A una dama muy pequeña sobre unos chapines muy grandes», etc. Pese a tales temas, Polo de Medina no se entrega simplemente a jocosidades, sino que logra efectos de autén­tica gracia poética, a la manera como lo practicara Góngora, cuya influencia es ma­nifiesta en el poeta murciano. En alguna composición poética se trasluce una inten­ción de sátira literaria, como en su silva «Un poeta llorando sus pecados poéticos»; y es curioso, aunque no caso único en su tiempo, que apunte a la poesía culterana que él mismo practicaba. Son notables los epigramas, y muy interesante el romance «A Vulcano, Venus y Marte», precedente de sus memorables fábulas mitológicas burlescas, y en el que parece anticipar el famo­so cuadro de Velázquez en su descripción de Marte. Pero lo más interesante, por ca­racterístico, es la gracia poética a que alu­dí, que tiene que ver poco con las jocosi­dades ingeniosas que suelen caracterizar el género festivo. Polo de Medina tiene en este género verdadera calidad poética, y es ésta la parte más divulgada de su obra literaria, y por ella, capitalmente, se le ha venido estimando en nuestras historias literarias.

J. M.a de Cossío