Takasago, Se-ami Motokiyo

Drama clásico («nō») japo­nés, escrito por Se-ami Motokiyo (1375- 1455). Es asimismo conocido con el nombre de Aioi [Vida en común] o de Aioi no matsu [El pino de la vida en común].

Tomonari, sacerdote del templo sintoísta de Aso, en la isla de Kyūshū, durante un viaje a Kyōto, la capital, pasa por el pueblo de Takasago, donde encuentra una pareja de ancianos que se hallan bajo un pino conocido con el nombre de «aioi» (vida en común). Al pre­guntar la razón de tal nombre, explica el viejo que aquel pino simboliza el afecto, imperecedero hasta la ancianidad, y la ar­monía que debe reinar entre marido y mujer, los cuales solamente así pueden vivir inseparablemente unidos. Después el viejo le revela que él es, precisamente, el espíritu de aquel pino, y sus últimas palabras son: Te espero en Sumiyoshi.

Inmediatamente después sube a una barca y desaparece re­mando. Cuando Tomonari llega a Sumiyo­shi, el dios del templo, Sumiyoshi Myojin se le aparece y danza augurando prosperi­dad para la familia imperial. El drama se inspira en motivos de antiguas poesías, a las que alude también Ki-no-Tsurayuki (883-946) en su famosa introducción al Kokin-waka-Shū (v.), y por las enseñanzas morales que contiene suele ser representado especialmente, o por lo menos su coro cantado, en las ceremonias nupciales japonesas. Trad. inglesa de B. H. Chamberlain (en The Classical Poetry of the Japanese, Londres, 1880).

S. Nogami