La Fábula, Arthur Schnitzler

[Das Marchen]. Comedia de Arthur Schnitzler (1862-1931), publicada en 1902. Es la fábula de la mujer caída, de la muchacha «que tiene un pasado». Fedor Denner, escritor de vanguardia, niega que un hombre moderno, libre de prejuicios burgueses, pueda dar importancia a este hecho: «no hablo de la mujer que se vende o se arroja a la calle; pero, ¿con qué título podemos negar a una mujer todo derecho al amor legítimo, negarle el matrimonio sólo porque tuvo el valor de amar antes de que nos hubiéramos cruzado en su camino?». Pero al encontrarse con la joven actriz Fanny Theren, bella e inteligente, que «tie­ne un pasado», Fedor Denner se niega a casarse con ella. Tras un momento de de­sesperación que parece que ha de aniquilarla, Fanny sabe vencerse. No conocerá las alegrías del matrimonio, será una actriz, recorrerá la carrera a donde la llaman el talento y la fortuna. La acción se desa­rrolla en el ambiente de la pequeña bur­guesía de Viena, tan caro al autor. Dos estudiantes que aspiran a pasar por hombres experimentados; una madre, buena mujer, que circula con su té y sus pastas, volun­tariosa e ingenua, entre los pretendientes de las hijas; un burgués de ideas anticua­das, y dos príncipes rígidos, ponen en tor­no a las figuras un tanto apagadas de am­bos protagonistas (Denner, sobre todo, es una mezcla indigesta de modernismo y de prejuicios, un inútil atormentador de los demás y de sí mismo), su nota de huma­nidad, viva y de genuino humorismo. En conjunto, la comedia aparece hoy demasia­do ligada a lo que tuvo de efímero y con­tingente el sentimental gusto vienés de la época.

B. Allason