El Viejo Fortunato, Thomas Dekker

[Old Fortunatus]. Drama en cinco actos, en verso, de Thomas Dekker (hacia 1572-1632), publicado en Londres en 1600. La trama deriva de una antigua leyenda alemana. Al viejo mendigo Fortunato, que se extravió en un bosque, se le aparece la Fortuna, que le ofrece escoger entre los dones que ella puede darle. El viejo elige la riqueza, y la Fortuna le da una bolsa llena de oro que no se vacía nunca.

El viejo mendigo em­pieza entonces una serie de azarosos viajes; sin embargo, sus riquezas no le hacen feliz y no le salvan de un triste fin. Entonces la mágica bolsa pasa a las manos de sus dos hijos, para los cuales también resulta fatal. Si en la comedia La fiesta de las zapateros (v.) Dekker se muestra vivaz observador y humorista, aquí pone de relieve, en cam­bio, su carácter de poeta. El tema sencillo, casi infantil, lo trata de una manera algo confusa, pero el drama tiene momentos de verdadera poesía. Especialmente la primera escena, cuando la Fortuna se aparece al viejo seguida por un cortejo de miserables que ella misma coronó reyes, y de soberanos que ella hizo esclavos, está animada por una vivida fantasía y, a la vez, por muy hu­manos sentimientos, y está compuesta en versos muy armoniosos. Poeta de vena po­pular, Dekker supo dar a su obra el sabor de una antigua moralidad medieval. Las desgracias del viejo mendigo representan su castigo, ya que entre los dones de la For­tuna descuidó por completo el espíritu para pedir tan sólo la riqueza material.

R. Barocas