Wilhelm Schuppe

Nació en Brieg (Silesia) el 5 de mayo de 1836 y murió en Breslau el 29 de marzo de 1913. Estudió Filosofía en esta ciudad, en Bonn y en Berlín, y, luego de haberse dedicado a la enseñanza en es­cuelas secundarias de diversas poblaciones, obtuvo, en 1873, una cátedra en la Univer­sidad de Greifswald. En sus lecciones y publicaciones se inicia la corriente inmanetista que tendía a fundir las ideas del positivismo y de otras orientaciones del pen­samiento aparecidas al margen de la filo­sofía posterior a Kant, singularmente el fenomenismo y el empirocriticismo.

La obra que más orgánicamente refleja la posición filosófica de Schuppe es la titulada Elementos de lógica y teoría del conocimiento (1894, v.), en la que los fundamentos del conocimiento aparecen estudiados a la luz de una interpretación inmanentista según la cual no existe otra realidad más allá de la percep­ción inmediata de la conciencia individual, cuyo objeto es inmanente. Notable resulta asimismo la contribución aportada por Schuppe a la filosofía del Derecho con Elementos esenciales de ética y de filosofía del Dere­cho [Grundzüge der Ethik und Rechtsphi­losophie, 1882], El concepto del Derecho sub­jetivo [Der Begriff des subjektiven Rechts, 1887] y El problema de la responsabilidad [Das Problem der Verantwortlichkeit, 1913].

P. Fadda