Louis-Joseph-Ferdinand Hérold

Nació el 28 de enero de 1791 en París, donde murió el 19 del mismo mes de 1833. Era hijo del pianista y compositor François-Joseph (discípulo de K. Ph. E. Bach). Estudió con Fétis, Adam, Catel y Méhul, y obtuvo el «Gran Prix de Rome» (1812). En Italia compuso varias obras, de las cuales ofrecen singular interés la Sinfonía en re mayor (1813) y los tres Cuartetos (1814); en Nápoles hizo represen­tar su primera producción teatral, La juven­tud de Enrique V (1815). Vuelto a Francia, alcanzó allí un notable éxito con Les rosiè­res (1817), obra a la cual siguieron Le clochette (1817) y Le muletier (1823). En­tre 1820 y 1827 ejecutó los acompañamientos en el «Théâtre Italien».

Enviado a Italia para que contratara a algunos intérpretes, llevó a Francia a las cantantes Pasta y Galli. Maestro del coro de la «Opéra» (1827), dedicóse en particular a la composición de ballets y música para piano. Sin embargo, las mayores satisfacciones siguieron vinién­dole del teatro: Marie (1826), La belle au bois dormant (1829), Zampa o la novia de mármol (1831 v.) y Le pré aux clercs (1832) fueron no sólo tres grandes éxitos sino tam­bién las mejores obras salidas de su inspi­ración netamente teatral y dramática.

C. Marinelli