Jean Servien, Anatole France

[Les désirs de Jean Servien]. Novela de Anatole France (François- Anatole Thibault, 1844-1924) que, publicada en 1882, inmediatamente después del Crimen de Silvestre Bonnard (v.), se ofrecía como una diversión y una tentativa en pro de un arte menos exquisitamente cerebral.

Jean Servien, hijo de un humilde encuadernador de libros de París, huérfano de madre desde la infancia, crece entre el indulgente afecto de su padre y de una anciana tía, como un muchacho delicado y fantástico, de una sensibilidad casi morbosa. La ambición de su padre y cierta facilidad de ingenio le hacen estudiar, animado además por una especie de maestro particular que ha caído por casualidad en la tienda, el marqués Tu­desco de Venecia, viejo desterrado político, tipo bonachón de maniático fanfarrón ani­mado por un desmedido amor hacia la poesía y el buen vino. Terminado el bachillerato, el joven no se siente con fuerzas para abrirse paso en la vida, y la necesidad de ganarse el pan le agobia, mientras sus ambiciones poéticas y literarias quedan en el estado de sueños imposibles. Va en camino de con­vertirse en un desplazado. Esta situación empeora a causa de un gran amor román­tico por una actriz, la bella Gabriela de la «Comédie».

Después de muchos y lastimo­sos episodios, Servien se entrega al remo­lino de la Comuna, con su bagaje de desilusiones y vagas aspiraciones a la rebe­lión, y allí pierde tontamente su vida. No faltan en el libro páginas delicadas, soste­nidas por la espesa trama de sutiles obser­vaciones morales propias del mejor France, y algunos personajes y episodios tienen una sincera emoción (la figura del padre); sin embargo, el protagonista carece de verda­dera vitalidad; parece más bien objeto de experimentación, según los principios de la escuela naturalista a la que aún ahora pa­rece estar vinculado el escritor. Notable es la extravagante figura de Tudesco, casi primer bosquejo de un personaje que más tarde se afirmará como una de las más fe­lices creaciones .de France, el abate Coignard (v.).

M. Bonfantini