El Heredo. Ensayo sobre el drama íntimo, Léon Daudet

[L’hérédo. Essai sur le drame inti­me]. Estudio psicofisiológico de Léon Daudet (1868-1942), publicado en París en 1917. El individuo se compone de dos elementos contrarios y siempre en contraste: el «sí» y el «yo». El «yo» es la síntesis de las ten­dencias hereditarias o «heredismos», mani­festadas en las pasiones, en las aspiraciones vagas y en el «instinto genético» o motor animal del ser. El «sí», en cambio, es la ín­tima substancia de la personalidad intrans­misible, inmortal, inalterable; comprende el impulso creador, el tono de voluntad (o fuerza volitiva) y el cuerdo equilibrio de la razón. El «heredo» es el individuo domi­nado por los instintos; el «héroe», en cam­bio, es el hombre que quiere y consigue la victoria del «sí». Entre los varios tipos de «heredo» está Baudelaire; entre los «héroes» se distinguen: Mistral, Santa Juana de Ar­co, Dante y Shakespeare. Toda obra es la manifestación de un drama entre heredismo y razón, en la intimidad del artista; los personajes de Shakespeare, por ejemplo, son imágenes correspondientes a las ten­dencias atávicas en lucha en el ser del autor.

Este drama está admirablemente ex­presado en la Divina Comedia: «El Infierno es el predominio de lo instintivo; el Purga­torio es la lucha entre el «yo» y el «sí»; el Paraíso es el triunfo de la razón orde­nadora e iluminante». En cuanto al estilo, donde domina el «sí» es claro, sereno; si vence el «yo» es, por el contrario, aluci­nante, hermético. La razón, en mayor o menor grado, está siempre presente en el individuo; la teoría del inconsciente metafísico es inaceptable, como la irresponsa­bilidad moral. Puede, gradualmente, educarse el «heredo» a luchar contra los here­dismos, hasta la completa curación. El estudio es una de las primeras tentativas de traducir la génesis de la obra de arte en los esquemas del psicoanálisis, que entonces se iba solidificando; pero, más que por su valor científico, es digno de consideración por la viveza de las ideas y la elegancia periodística de la exposición.

N. I. Di Villadauro