Un día en madera, (Una página de la higiene del amor), Paolo Mantegazza

Breve novela del médico y naturalista, divulgador de la higie­ne sexual en libros un tiempo famosos, como la Fisiología del amor y la Fisiología del placer (v.). Con este último libro, pu­blicado en Milán en 1876, que es sólo en apariencia una novela, Mantegazza se pro­pone desarrollar una obra de propaganda contra el matrimonio de los tuberculosos.

El autor finge publicar el epistolario de dos jóvenes ingleses, William y Emma, enamo­rados infelices porque Emma, tuberculosa, ha tenido que prometer a su padre, mori­bundo de tisis, que no se casará expiando de este modo la culpa paterna de haber traído al mundo hijos condenados a pade­cimientos y muerte precoz, pero al conocer a William, el amor y las insistencias de él para casarse con ella, han inducido a Emma a intentar su curación; y con tal fin se va a pasar una temporada en Madera, pero las brisas balsámicas de Madera no consi­guen curar a Emma la cual, al volver a Londres, muere. Un día en Madera no tie­ne gran valor artístico, pero posee las cua­lidades características de los libros desti­nados a un fácil y prolongado éxito dentro del círculo de la literatura popular.

E. Alpino