Wilhelm Konrad Röntgen

Nació en Lennep (Prusia renana) el 27 de marzo de 1845 y murió en Munich el 10 de febrero de 1923. R-, que descendía de una familia de co­merciantes y era hijo de una madre holan­desa, terminados los estudios secundarios en Utrecht, en Holanda, se matriculó en el Politécnico de Zurich, donde tuvo como profesor al célebre físico alemán F. Kundt, de quien fue luego auxiliar. Graduado en 1866 y alcanzada (1874) la habilitación para la enseñanza libre, fue ascendiendo rápida­mente en la carrera universitaria; profesor de Matemáticas y Física en la Académia Agraria de Hohenheim (1875), la escuela alemana de agricultura más famosa, en 1879 ocupó la cátedra de Física de la Universidad de Giessen, luego (1888) la de Würzburg, donde subsistían todavía vivas las enseñanzas de R. Clausius y, finalmente, la de Munich (1920), ciudad en la cual per­maneció hasta su muerte.

La actividad de Röntgen se extendió a casi todas las ramas de la Física; sin embargo, sus primeras inves­tigaciones, que se remontan a 1870, tuvie­ron como objetivos los calores específicos de los gases, la absorción de los rayos infrarojos en el vapor de agua, y los fluidos (el efecto de la presión sobre la viscosidad, la compresibilidad de las soluciones, la capilaridad, la elasticidad y las consecuencias de la presión en los índices de refracción de los diversos líquidos). Luego Röntgen orientó sus estudios hacia la electricidad; en este campo llegó en 1895, en Würzburg, al des­cubrimiento de los famosos rayos X, cien­tíficamente aún desconocidos, y denomina­dos más tarde, en homenaje a su descubri­dor, «rayos Röntgen». El hallazgo en cues­tión fue casual, y se produjo durante el estudio de la fluorescencia de las paredes de un tubo con un vacío muy acusado y en cuyo interior se provocaban descargas eléctricas. Röntgen notó que aun estando rodeado el tubo de cartón negro, impenetrable para los rayos solares visibles y los ultravioleta, una pantalla de papel con platinocianuro de bario y situada a poca distancia se vol­vía fluorescente.

El sabio hizo una relación del fenómeno, Un nuevo tipo de rayos (v.), que presentó en diciembre de 1895 a la Sociedad Físico – Médica de Würzburg. Röntgen intuyó inmediatamente la posibilidad de la aplicación del descubrimiento al campo de la Medicina, y llevó a cabo él mismo la primera observación radiográfica de los hue­sos. En 1896 recibió la medalla Rumford de la Royal Society de Londres, y en 1901, antes que ningún otro científico, el premio Nobel de Física. Entre las restantes obras de Röntgen cabe mencionar Determinación de las relaciones de los calores específicos del aire y de otros gases [Bestinmmung der Ver­hältnisse der spezifischen Wärme der Luft und anderer Gase, 1870-73], Nuevas inves­tigaciones sobre la absorción del calor del vapor de agua [Neue Versuche über die Absorption von Wärne durch Wasser dampf, 1884], Efecto de la presión sobre la visco­sidad de los fluidos, singularmente del agua [Einfluss des Druckes auf die Viskosität der Flüssigkeiten, speziell des Wassers, 1884] y Compresibilidad y tensión superficial de los fluidos [Compressibilität und Oberflächen­spannung von Flüssigkeiten, 1886].

B. Gambigliani Zoccoli