Francesco Ruffini

Nació en Lessolo nel Canavese (Piamonte) el 10 de abril de 1863 y murió en Turín el 29 de marzo de 1934. Estu­dió en Leipzig y en la capital turinesa, y dedicóse con particular interés al Derecho eclesiástico. Fue profesor universitario en varias ciudades italianas, desempeñó algu­nos cargos públicos y llegó a ministro de Instrucción Pública (1916). En el campo de su mencionada afición defendió la convi­vencia entre el Estado y la Iglesia. En este aspecto cabe recordar, de sus numerosos textos, La libertad religiosa (1901, v.). Con ello se relacionan algunas importantes obras de investigación histórica y análisis biográ­fico, como, por ejemplo, La juventud del conde de Cavour (1912, v.), La vida reli­giosa de Alessandro Manzoni (1931, v.) y Estudios sobre el jansenismo (1943, v.). En el resto de la producción de Ruffini destaca la colección póstuma de Textos jurídicos me­nores (1936, v.).

R. Fabietti