Aleksander Fredro

Nació en Suchoróv el 20 de junio de 1793 y murió en Lwow el 15 de julio de 1876. Hijo de una ilustre y noble familia, se unió todavía muy joven a los ejércitos napoleónicos contra los rusos; he­cho prisionero, evadióse y reanudó el servi­cio de las armas hasta 1814. Acerca de este agitado período dejó un Diario que tuvo mucho éxito.

Terminada la guerra, se retiró a sus posesiones y empezó a escribir para el teatro. Su primera comedia, El señor Geldhab [Pan Geldhab], fue representada en 1821. En 1824 estuvo en Italia, donde co­noció las obras teatrales de Goldoni. De 1830 a 1835 escribe numerosas comedias en prosa y verso; no obstante, molesto por la incomprensión de los críticos, abandona tal actividad, que no reanudaría hasta los años de su vejez.

Fue diputado del Seim de Galitzia durante algún tiempo. En 1848, al esta­llar la revolución húngara, su hijo se unió a los combatientes y Fredro hubo de huir para evitar represalias. Vuelto más tarde a la patria, retiróse a Lwow. En 1875 recibió el homenaje de toda Polonia. Sus treinta y cinco lozanas y animadas comedias le han valido un puesto de primera categoría en la historia del teatro polaco; entre las me­jores cabe citar El señor Jowialski [Pan Jowialski, 1832], Eli señor Benet [Pan Benet, 1861] y, singularmente, Votos de mu­chachas (1833, v.) y La venganza (1834, v.).

M. Bersano Begey