El Libro de los Cantares, Antonio Trueba y de la Quintana

Este libro, original de don Antonio Trueba y de la Quintana (1821-1889), se publicó en 1852. Era Trueba alavés y, sin medios para procu­rarse una cultura literaria, vivía en Madrid atenido al modesto destino de dependiente en una ferretería.

Él exhibe con satisfacción esta posición modesta que justifica la au­sencia de complicación retórica y de saber literario, y al par enaltece las prendas de inspiración natural que el éxito del libro revelaba. Le constituyen poesías de carácter popular en las que toma como estribillo un cantar o copla de las que andan en boca del vulgo. La propia copla le da el tema, que él amplía, bien (las menos veces) si­guiendo el sentido lírico del cantar, o más frecuentemente inventando una acción con­gruente con los sentimientos de la copla. Esta dramatización es la que da persona­lidad a estas composiciones, muchas de las cuales pudieran entrar en la clasificación retórica de baladas, a veces de ambiente contemporáneo, y no pocas de carácter his­tórico, si bien casi siempre de historia muy reciente. El romance y la seguidilla son los metros que más frecuentemente usa, por las razones que antes apuntara.

A su publi­cación el éxito fue inmediato y ruidoso. Aún no se había fijado la atención en la cantera inexplorada del cantar popular, y las amplificaciones de Trueba, acaso por el mismo origen del poeta, revelaban este en­canto que pronto había de ser beneficiado por poetas y folkloristas.

J. M.a Cossío