Acontecimientos de Italia Durante los Años 1847, 1848 y 1849, Guglielmo Pepe

[Casi d’Italia negli anni 1847, ’48 e ‘49]. Obra de Guglielmo Pepe (1783-1855), que constituye la continuación de las Memorias (v.) y se imprimió en Lugano en 1850. «Nuestras úl­timas desventuras nos han proporcionado dos grandes ventajas: la conciencia que he­mos adquirido de nuestras guerras y de nuestro valor, y la certidumbre de querer todos, desde Trapani a los Alpes, la inde­pendencia y la expulsión del extranjero». Pepe narra sus vicisitudes y las del país desde su regreso de Nápoles después de la amnistía y la Constitución y el encargo que había recibido del rey de formar un ejér­cito y llevarlo a combatir contra los aus­tríacos, junto a los piamonteses. Después de la reacción napolitana de mayo, pasa el Po y se pone a la disposición de la República veneciana que le elige comandante en jefe. Al llegar aquí cuenta minuciosamente el segundo gran capítulo de su vida —el pri­mero había sido la revolución carbonaria de Nápoles en 1820 —, y relacionando la de­fensa de Venecia con los acontecimientos de la guerra austro-piamontesa y a los mo­vimientos italianos, y critica a Carlos Al­berto quien a pesar de ser «valiente, caba­lleroso, italianísimo», «no tenía en ningún modo alma de capitán». Con todo, le de­fiende contra cualquier tacha de traición, y confía en sus hijos; porque él es por carác­ter amante de la república, pero sobre todo ama la independencia italiana. El jacobino del 1799, el cairbonario de 1820, se aproxi­ma ya a lo que será el espíritu de la «So­ciedad nacional» que en el año 1857 tremo­lará el lema de Cavour: «Italia y casa de Saboya».

R. Ramat