Vida en el Pueblo, Duiliu Zamfirescu

[Viaţa la ţară]. Novela del rumano Duiliu Zamfirescu (1859- 1922), publicada en 1894. Es la primera del ciclo Historia de los Comăneşteanu [Istoria Comăneştenilor].

El centro de la narración es un viejo propietario, el boyardo Dinu Murguleţ, que vive según las tradiciones familiares, fuertemente arraigado en el campo, como durante generaciones ha sido la ley de sus abuelos. A esta ley ha querido sustraerse su sobrino Mateo Damián: ha estudiado medicina en Italia, y su larga permanencia en el extranjero le ha comu­nicado la ilusión de que podrá vivir un destino distinto. Pero cuando vuelve a su patria para asistir a los últimos momentos de su madre, ésta le hace prometer que volverá a la tierra; y poco a poco, ponién­dose a dirigir a sus campesinos y entrando en relaciones con Sasa, la muchacha que su madre le ha indicado por esposa, su alma halla en aquel ambiente las necesarias condiciones de vida.

El fondo del cuadro son las míseras condiciones en que viven los campesinos, esclavos de los administra­dores, los cuales, después de haber despo­jado a los boyardos, antiguos propietarios, se han convertido en amos feroces. Junto a las principales aparecen otras figuras: un administrador, Tănase Scatiu, sobrino de un antiguo criado de Dinu Murguleţ, ha prestado fuertes sumas al boyardo, que la mala administración ha puesto en apuros, y como no se las puede restituir, intenta ob­tener por esposa a su única hija Tinca, que, en cambio, está enamorada y es correspon­dida por el joven hermano de Sasa. Tănase Scatiu intenta encubrir con cierta elegan­cia su tosca educación y maldad de senti­mientos. Los campesinos se rebelan contra sus exacciones, pero la revuelta es sofocada por la policía pagada por él, y sus jefes son atrozmente torturados. Mateo, en cambio, vive feliz entre sus trabajadores, comprendiendo sus necesidades y su alma. Novela de caracteres y de ambiente, no tiene una trama verdadera, pero nos presenta la vida de diversas familias en una serie de cuadros sugestivos.

G. Lupi