El Adulador, Menandro

Comedia grie­ga de Menandro (343-292 a. de C.), aprove­chada por Terencio en el Eunuco (v.). El joven Fidias tiene una amante que está en manos de un medianero. Él quería rescatarla, pero tiene por rival a Bías un solda­do que une a los caracteres tradicionales del fanfarrón los del adulador; en efecto, por medio de la adulación se ha enrique­cido rápidamente. A este propósito se re­fiere la repetida sentencia de Menandro : «Nadie se hace rico rápidamente si es hon­rado». Sólo conocemos esta comedia frag­mentariamente por algunos trozos que se han encontrado en papiros egipcios; pero es fácil adivinar que su intriga, como tantas más de la nueva comedia ática, se desenla­zará con la derrota del soldado, y el matri­monio de Fidias con la muchacha. [Trad. de L. Nicolau d’Olwer (Barcelona, 1911).]

A. Brambilla