Pere Serafí

Poeta y pintor catalán. Nació probablemente en Barcelona hacia 1510; se ignora la fecha de su muerte, si bien sabemos que vivía aún en 1565. Casó con Felipa Mariner en 1534. Fue amigo de Galceran de Sorribes, protector de las letras y las artes, y de otros poetas de los que nos habla en sus composiciones. La edición de 1565 recoge la totalidad de la obra poética de Serafí, que según propia intención está divi­dida en dos libros: Llibre primer d’amors y Obres espirituals (v. Poesías). Serafí es un poeta de mentalidad burguesa que se adaptó sin dificultad ni problemas interiores a la vida provinciana de Barcelona, cuando Cataluña acababa de perder su preponderancia polí­tica. En este aspecto tiene puntos de con­tacto con Boscán.

El Capítol moral de Serafí, reflejo de la pacífica vida conyugal del poeta, está claramente inspirado en la epístola de Boscán a Hurtado de Mendoza. Es cierto que toma por modelo a Ausiás March, pero esta influencia obedece sólo, según un crí­tico, a una sugestión de tema o tonalidad estilística. Nuestro poeta nunca nos parece completamente sincero ni realmente con­movido. Las resonancias de Dante y Petrar­ca que se observan en su poesía respondenasimismo a motivos externos. Como a todos los escritores de la decadencia le falta el dominio de la lengua. La parte positiva de su obra reside en su innegable gracia; sus notas de melancolía amorosa no por artifi­ciosas resultan menos sugestivas.

A menudo es popularista y usa expresiones ticas y formas métricas de cancioncilla, de agra­dable musicalidad. La huella lejana de los trovadores perdura en géneros típicos o en ciertas formas de habilidad técnica, como en la Cobla maridada en singular y plural. De su obra pictórica son dignas de mención las pinturas que en 1543 ejecutó para la ca­tedral de Tarragona: Asunción de la Virgen, Natividad y Resurrección de Jesús; se le atribuye un Juicio final, hoy desaparecido, para el monasterio de Montserrat.