Otto Ludwig

Nació el 12 de febrero de 1813 en Eisfeld y murió el 23 del mismo mes de 1865 en Dresde. De salud endeble, no pudo dedicarse al comercio ni continuar la carrera musical iniciada en el conservato­rio de esta última ciudad bajo la guía de Félix Mendelssohn-Bartholdy. Desde su pri­mera juventud sintióse inclinado al teatro; y así, escenificó La señorita de Scudéri (v.), de E. Th. Hoffmann, y reveló influen­cias de este autor, de Tieck y de Shakes­peare. Entre 1844 y 1849 vivió en Meissen, y posteriormente en Dresde, ocupado en su producción teatral y bajo los efectos de la dolencia de la que no iba ya a sanar.

En 1860 fue galardonado con el premio Schi­ller, y en 1865 recibió una pensión del rey de Baviera, por mediación de Geibel. Viose torturado por algunos problemas de natu­raleza diversa para los que no halló solu­ción en sí ni en su arte. Debe la notorie­dad inicial al drama fatalista y burgués El guardabosque (1850, v.). Siguieron luego una segunda tragedia no exenta de elemen­tos líricos, Los Macabeos (1854, v.); el idi­lio rústico Heiterethei y su contrario (1854, v.), y la novela Entre cielo y tierra (1855, v.), tenebrosa historia de una familia. En el volumen de ensayos Estudios de Shakes­peare [Shakespearestudien, 1871] reunió los resultados de sus largas investigaciones so­bre la naturaleza y la esencia de la poesía dramática; aun cuando laboriosos, tales es­tudios, en los que aparece admirador ciego de Shakespeare y resuelto adversario de Schiller, no le llevaron a conclusiones cla­ras. Póstumos también fueron publicados numerosos intentos y esbozos de dramas. En Eisfeld existe un museo Otto Ludwig.

G. V. Amoretti