August Thon

Nació en Weimar el 18 de febrero de 1839 y murió en Jena el 29 de marzo de 1912. Es uno de los primeros teóricos generales del Derecho. Estudió jurispruden­cia en las Universidades de Heidelberg, Gotinga y Jena (1857-61), y se graduó con una disertación sobre la subrogación del acree­dor según el derecho romano, trabajo del cual refundió y publicó luego una parte bajo el título de El «jus offerendi» del acree­dor pignoraticio de grado anterior según el derecho romano< [Das «jus offerendi» des besseren Pfandgläubigers nach römischem Rechte, 1863].

Alcanzada con ello la habi­litación para la enseñanza libre en Heidel­berg (1863), desempeñó durante algún tiem­po funciones judiciales: asesor del tribunal territorial de Eisenach en 1866, llegó, en 1871, a procurador imperial en la misma población, y fue poco después primer pro­curador imperial de Weimar. Posterior­mente siguió vinculado todavía a la activi­dad práctica a través del cargo de consejero académico de la audiencia de Turingia. Nombrado en 1873 profesor de la Universi­dad de Rostock, enseñó en ella Derecho ro­mano hasta 1878, año en que sucedió a Muther en la cátedra de Derecho de la Uni­versidad de Jena, donde encargóse también de la introducción al estudio de las ciencias jurídicas o enciclopedia jurídica, materia de su predilección.

Como casi todos los juristas alemanes contemporáneos, mostróse esencialmente romanista, e inició su actividad científica con dos estudios de Derecho ro­mano (Sobre la doctrina de las acciones «in factum» [Zur Lehre von den «in factum actiones»], texto publicado en Zeitschrift für Rechtsgeschichte, 1863, y Das «jus of­ferendi»), tema que trató asimismo con pre­ferencia desde la cátedra. Sin embargo, la verdadera vocación de Thon fue la teoría ge­neral del derecho, concebida como formula­ción de los conceptos comunes a las disci­plinas jurídicas positivas; a ella consagró la principal de sus obras, Norma jurídica y derecho subjetivo (1878, v.), en la que figura precisamente el subtítulo Investiga­ciones de teoría general del Derecho [Unter­suchungen zur allgemeinen Rechtslehre].

En este libro, justamente situado entre los clásicos de la literatura forense, ofrece el autor una reconstitución rigurosamente científica y a veces original de la experien­cia jurídica, fundamentada en dos elemen­tos esenciales: la norma, que concibe como imperativo dirigido a la voluntad de los sujetos, y el derecho subjetivo, que, a tra­vés de una anticipación de criterios desarro­llados luego por otros y sobre todo por Kelsen, presenta casi exclusivamente como capacidad para promover la realización de la sanción. Más tarde trató de nuevo cues­tiones de teoría general, primeramente con un examen crítico de la obra de Jhering, El objeto del Derecho [Zweck im Recht, 1880], y después en un estudio sobre los destinatarios de las normas jurídicas (El destino de las normas [Der Normenadres­sat], aparecido en Jherings Jahrbücher, 1906).

En el resto de la producción científica de Thon, relativamente escasa, por cuanto el autor dedicó sus mejores energías a la ense­ñanza, cabe mencionar todavía una apor­tación a las excepciones «reconvencionales» (Die rechtsverfolgende Einrede, en Jahrbücher für die Dogmatik, 1889) y un discurso académico sobre el concepto de causalidad en el derecho penal (Von dem Begrtffe der Verursachung, 1894).

G. Pugliese