Alberto Nota

Nació en Turín el 15 de no­viembre de 1775 y murió en la misma ciudad el 17 de abril de 1847. Licenciado en Dere­cho a los dieciocho años, perteneció de 1803 a 1816 a la Magistratura, después de haber sido elegido preceptor y bibliotecario de Carlos Alberto, entonces príncipe de Saboya- Carignano. Sospechoso de liberalismo, fue alejado de la corte y enviado como subin­tendente a Bobbio y después a San Remo, Pinerolo, Casal y por último, como inten­dente general, a Cuneo. Fue ennoblecido con el título de barón. La actividad buro­crática no le impidió dedicarse intensamente al arte dramático. La mayor parte de sus conciudadanos le tributó grandes elogios: sus comedias fueron ampliamente representadas, editadas y traducidas- Se dio a conocer en 1804 con el drama L’opressore e l’opresso, compuesto cuatro años antes.

Siguió a éste el drama La duchessa de La Valliére (1806). Pero ni éste ni otros dramas históricos corresponden a la vena sincera de Nota que de un modo preferente y más genuino cultivó la comedia, en sus diferentes tonos, recordando a menudo a Goldoni, a Molière y a otros. Entre otras obras suyas figuran I primi passi al mal costume (1808), El proyectìsta (1809), El nuovo ricco (1809), La dona ambiziosa (1810), I litiganti (1811, reformada en 1818); Il filosofo celibe (1811», El atrabiliario (1812. v.), L’ammalato imaginario (1813), Il bene­fattore e l’orfana (1814), La lusinghiera (1818), La paz domèstica 1819. v: Le riso­luzioni in amore (1820), La viuda en sole­dad (1821, v.); Il bibliomane (1822), I dilet­tanti comici (1808, pero representada en 1822 por la Compañía Real Sarda, que tuvo en su repertorio muchas obras de Nota); Alessina ossia Costanza rara (1822), La feria (1826, pero escrita años antes, v.), que ha sido considerada la mejor comedia de Nota; La novella sposa (1827), que otros han pre­ferido a la anterior; Educazione e natura, representada el mismo año de la muerte del autor.

Manteniendo una actitud equili­brada entre el respeto a las normas clá­sicas y la concesión a las nuevas ideas, Nota es el discreto representante de una pro­ducción cómica sin inspiración, tiempo ha desaparecida del repertorio de las compa­ñías teatrales.

G. C. Castello