Al Šahrastānī

Nació en 1076 en Shahrastan (Khorasán), donde murió en 1153. Estudió en Nisabur y Bagdad; pero pasó gran parte de su existencia en la localidad natal, de la cual recibió el nombre. Siguió las doctri­nas filosóficas y teológicas asharitas; algu­nos autores, empero, le acusan de simpatía hacia principios heterodoxos. La más impor­tante de sus obras, el famoso tratado Kitab al-milal wan-nihal (v.), una de las princi­pales fuentes para el conocimiento de las herejías musulmanas e incluso de varios movimientos religiosos orientales ajenos al islamismo (por ejemplo, el maniqueísmo), permite vislumbrar en Šahrastānī una personalidad equilibrada, carente de fanatismo y animada por ardiente curiosidad especulativa e his­tórica, siquiera un tanto superficial. En con­traste con el otro gran heresiógrafo musul­mán, Ibn Hazm, parece haber tendido más bien a la información sobre las ideas y tendencias religiosas que a la discusión po­lémica de éstas.

F. Gabrieli