Libritos de Hartmann von Aue

[Büchlein I und II]. Son dos poemas cortos, en alemán medieval, del poeta Hartmann von Aue (hacia 1170-1205); el primero es una disputa entre el cuerpo y el corazón, en la que el primero censura al segundo por haberle hecho amar y, por tanto, sufrir; el corazón devuelve la acusación diciendo que solamente a través de los ojos llegó el amor a alcanzarle, y en lo referente a las penas de amor es sabido, contesta, que sólo su-friendo se llega a gozar; el cuerpo se re­signa y reconoce que tanto él como el co­razón tienen que cargar con su tarea; el corazón entonces enseña al cuerpo las má­ximas del amor, y acaba recomendándole fidelidad y enviándole a ver a su amada. Este poema es, por tanto, una disputa por el estilo de las de la Edad Media (v. El Secreto de Petrarca) y que ya encontramos en alemania en el poema Consuelo en la desesperación, hacia 1180; sólo que éste no tiene carácter misticorreligioso, sino que es un pequeño tratado de moral caballeresca, quizá sugerido por un modelo francés.

Ade­más de psicológicamente, es interesante históricamente por las teorías de ética caba­lleresca que expone: «milte, zuht, diemuot, triuwe, staete, kiuscheit, schame und manheit» (dulzura, penitencia, humildad, fideli­dad, constancia, castidad, pudor y virilidad) son las dotes fundamentales del caballero. El segundo poema es el lamento de un caba­llero que, separado de su mujer por culpa de unos malos parientes, razona consigo mismo acerca de la felicidad y de la infe­licidad de. la vida, llegando a una conclu­sión muy pesimista. Este segundo poema es esencialmente lírico y ‘personal, y es interesante en su género de «confesión».

M. Pensa