La Composición del Mundo, Ristoro d’Arezzo

[La composizione del mondo]. Tratado de cos­mología astronómica y geográfica de Ristoro d’Arezzo (siglo XII) conservado en dos tex­tos distintos, uno de los cuales sigue todavía inédito. El tratado se divide en dos libros: en el primero se habla de las estrellas, los planetas, la medición del tiempo, las esta­ciones, el clima, etc.; en el segundo se ex­ponen los motivos de la existencia del mun­do, del Zodíaco y de los cometas, conside­rados como planetas; la causa de la diver­sidad de las lluvias, el calor y el frío; la generación de las plantas, el origen de las aguas termales, de los terremotos, de la es­carcha y del rocío, etc. A diferencia de los naturalistas de su tiempo, Ristoro manifiesta en esta obra un espíritu de observación despierto, propio y original, especialmente cuando habla de las aguas termales, de las grutas y de la formación de la escarcha. Un capítulo de singular importancia para la historia del arte es el dedicado a los «va­sos» etruscos, que por entonces solían des­cubrir en abundancia los trabajadores de los campos; generalmente mal apreciados por la mayoría, son juzgados, en cambio, por Ristoro como de sorprendente belleza, y la descripción de sus dibujos revela un finí­simo gusto artístico. Pero el verdadero valor de la obra debe buscarse ante todo en la lengua, mediante la cual se puede estudiar la formación, en la palabra y en la historia, del dialecto aretino.

G. Martinelli

Allí se encierran pasajes libres y nuevos; y en ellos debe buscarse la nueva prosa, en un nuevo ritmo que se enlaza con la íntima sintaxis de la nueva lengua.(F. Flora)