Zazá, Pierre Berton y Charles Simón

[Zazà]. Comedia en cinco actos de Pierre Berton (1842-1912), en colaboración con Charles Simón, estrenada en 1898. Zazá es una graciosa canzonetista de un teatrito de variedades de Saint-Étienne, vulgarcilla y despreocupada, muy vivaracha y ligera de lengua; su compañero de vida es Cascart, artista como ella, que la recogió y la preparó para el arte y para las componendas de que está hecha su vida.

Pero Zazá le deja cuando, de pronto, se enamora de un joven parisiense que frecuenta el local en sus viajes de negocios por provincias. Esta relación dura tres meses, hasta que Zazá se entera por Cascart de que su amigo Dufresne vive con otra mujer en París. Zazá no duda en ir a la capital para asegurarse, y se presenta en casa de su amigo, donde la recibe una niña, la hija de Dufresne, que es casado. Segura del engaño, ella hace creer a Dufresne que ha revelado a su mujer su conducta: la violenta reacción de él le hace comprender que no la ama, sino que ama a su familia y a su mujer. Dufresne la deja para siempre. Cuando después de tres años vuelven a verse y el joven quisiera volver a vivir su capricho, Zazá se niega a envilecer el recuerdo de una dulce ilusión ya muerta. Hay en la fábula, sobre todo en la manera de tratarla, una bonda­dosa indulgencia por las debilidades huma­nas, no exenta de una atractiva y vulgar dulzonería.

M. Ferrigni