De la Vida Rústica, Eggert Olaffson

[Bunadharbalkur]. Poemita didáctico en tres cantos (1756- 1764) del islandés Eggert Olaffson (1726- 1768). El primer canto lamenta que la vida se haya hecho insoportable e innatural en Islandia: es el canto de la miseria y del aburrimiento. El segundo muestra cómo la Naturaleza y la Divina Providencia señalan a los hombres la esperanza y el contento: es el «canto del placer de la Naturaleza, o cadena de la Tristeza y riqueza de la Esperanza». El tercer canto describe las alegrías del buen agricultor, el «Valle de la Felici­dad». El propósito didascálico se une en el poemita con la propia satisfacción de un laborioso propietario y feliz padre de fami­lia, previsor y temeroso de Dios, el cual, ante la candidez de ciertos campesinos que han prosperado, se pone a sí mismo como ejemplo de sus coterráneos. Composiciones de este género pertenecen en realidad, más que a la literatura general, a las memorias que no rebasan los límites de un interés local o familiar.

V. Santoli