Purificaciones, Empédocles de Agrigento

Poema filosoficomítico de Empédocles de Agrigento (483-423 a. de C.), que ha llegado hasta nosotros en fragmentos que nos han con­servado Diógenes Laercio, Sexto Empírico, Hipólito, Plutarco, Porfirio y otros.

El poe­ma, de muy oscura interpretación, después de su dedicatoria a los amigos de Agrigento, parece contener una indicación acerca de la supuesta divinidad del autor (inter­pretación que resulta confirmada por la tradición, referida por Diógenes Laercio, según la cual Empédocles se arrojó al Etna para hacer creer que los dioses lo querían de nuevo en el cielo). Él cayó entre los por el profesor Howard Rollin Patch en su obra El otro mundo en la literatura me­dieval, cuya traducción española (Buenos Aires-México,, 1956) lleva un apéndice de María Rosa Lida, titulado La visión de trasmundo en las literaturas hispánicas.