La Arcaria, Ludovico Ariosto

[La Cassaria]. Comedia en cinco actos de Ludovico Ariosto (1474- 1533) escrita en prosa en 1508 y refundida en verso en 1528-1529. Como advierte el au­tor en el prólogo, esta obra se propone desprenderse de la imitación clásica presen­tando acciones extrañas al teatro latino, y también, en este sentido, puede ser consi­derada como la primera del teatro regu­lar italiano. Erófilo, enamorado de Eulalia, esclava del alcahuete Lúcrano, por no te­ner dinero para rescatarla, sigue los conse­jos de su criado Volpino y substrae un arca con lingotes de oro confiados a la guarda de su padre, ahora ausente, y se los da en prenda a Lúcrano.

El improviso regreso del padre, Crisóbolo, pone en pe­ligro la situación, ya comprometida por la intempestiva intervención de criados que ignorantes de todo habían creído que la muchacha era raptada para otros, pero Vol­pino hace creer al viejo que el arca había sido salvada por el propio Lúcrano. El arca es recuperada y al mismo tiempo se des­cubre el engaño. Mal irían las cosas para Volpino si su criado Lucio no hiciera creer a Crisóbolo que el alcahuete se propone acudir a la justicia y no obtuviese de él el dinero para rescatar a la muchacha y al mismo tiempo a otra muchacha a quien ama un amigo de Erófilo. Todos estos en­redos no se hallan en el teatro de Plauto y Terencio, pero el ambiente y el carácter general son todavía los mismos de las es­cenas clásicas y también los personajes: viejos, criados, jóvenes calaveras, alcahue­tes, esclavos, etc. El diálogo, en realidad poco vivaz, es sin embargo notable por al­gunas expresiones de la jerga canallesca, que prueban en el teatro la adaptación de las expresiones juglarescas con la aten­ción puesta constantemente en la comedia clásica.

U. Déttore

Su comedia es una reconstrucción, no una creación, y atento al mecanismo se deja escapar las mejores situaciones y efectos cómicos. (De Sanctis)