El Zafarrancho aquel de vía Merulana, C.E. Gadda

En los años del fascismo, en Roma, el comisario de policía Ciccio Ingravallo recibe el encargo de llevar a cabo una investigación sobre un robo de joyas ocurrido en un abarrotado edificio de via Me­rulana.

En dicho edificio vive una pareja de amigos de Ingravallo, los Balducci: una mañana el comisario recibe la noticia de que Liliana Balducci ha sido brutalmente asesinada. Ingravallo, que admiraba de modo especial la dulzura y la pureza de la mujer, se ve profundamente afectado por lo ocurrido y desarrolla sus investigaciones en la dirección de una posible conexión entre el hurto y el homicidio.

Las sospechas apuntan gradualmente hacia varios personajes: surge la figura del apuesto sobrino de Liliana, sobre quien la pobre mujer volcaba su frustrado deseo de maternidad; se descubren ambiguas relaciones entre Liliana y una serie de criadas que se veían colma­das de favores y luego bruscamente alejadas. Se llega a interrogar a Zamira Pácori, una ex prostituta curandera y rufiana.

En la casa de un guardabarreras, en el campo romano, es hallado un orinal que contiene las joyas ro­badas. Las pesquisas parecen identificar como culpable a Assunta, una de las ex protegidas de Liliana. Con el gri­to desesperado de la mujer, que se declara inocente, la narración concluye sin que la «investigación» haya llega­do a una conclusión definitiva.